3 pasos para EQUILIBRAR tu VIDA y tu MENTE sin dejar de ser PRODUCTIVO

El objetivo principal es encontrar el equilibrio entre tu vida laboral y el tiempo que tienes alejado de ella.

11 de octubre de 2019
Foto: Envato Elements

El equilibrio entre la vida laboral y el tiempo que queda es posible para los empresarios.

Encontrar el equilibrio entre tu vida personal y laboral como emprendedor puede ser un trabajo a tiempo completo por sí solo. Como si dirigir un negocio, supervisar a varios empleados o hacer malabarismos con reuniones y plazos ilimitados no fuera suficiente, a muchos líderes les resulta difícil tomarse un tiempo fuera de la oficina, y mucho menos incluso tomar un momento para respirar y compartir en sociedad. 

Todos hemos escuchado cómo Elon Musk adelanta semanas de trabajo de 120 horas e insiste en que hagamos lo mismo (o por lo menos 80 horas) si deseamos “cambiar el mundo”. Aunque esto puede ser excesivo para algunos, el objetivo principal es encontrar el equilibrio entre tu vida laboral y el tiempo que tienes alejado de ella. No tiene que ser una división equitativa (seamos sinceros, cuando te registras para ser un emprendedor, esto no será así), pero vale la pena el esfuerzo de dominar tu tiempo para evitar el agotamiento.

El problema de ser emprendedor es que el lado de los negocios de tu vida siempre se desdibujará y coincidirá con el personal. Hacer que se entrelacen irremediablemente es inevitable, pero eso no significa que tampoco puedas encontrar algún tiempo de inactividad para ti. Aquí hay algunos consejos para ayudarte a equilibrar tu vida y mente, y continuar siendo productivo en el lugar de trabajo. 

1. Prioriza tu tiempo

Aunque es mucho más fácil decirlo que hacerlo, administrar tu tiempo es necesario cuando diriges tu propia empresa, tanto para ti como para tu trabajo. Esto significa que cuando estás en la oficina, te encuentras  maximizando tu tiempo y productividad, y cuando finalmente tienes algo de tiempo para ti mismo, te estás desconectando del trabajo (o lo más humanamente posible, de todos modos). 

Aquí hay una forma clave de seguir realmente el camino y no solo hablar: apaga el teléfono dos horas antes de acostarte. Sí, lo dije. Apaga completamente tu teléfono móvil, luego déjalo en otra habitación y olvídalo. No me gusta ir a la cama con mi teléfono cargándose a mi lado, porque no puedo evitar resistir leer los correos electrónicos antes de acostarme, y luego ver automáticamente lo que viene en el momento en que suena la alarma por la mañana. Estás terminando tu día y comenzando uno nuevo con estrés y ansiedad innecesarios.

2. Sé realista

Especialmente en estos tiempos, cuando se elogia la mentalidad de “trabajar hasta los huesos” más allá de lo creíble, puede ser casi imposible desconectarte por completo de tu trabajo. Quiero poner esta noción al límite recordando que has trabajado duro para lograr tu éxito, y que la única forma de continuar con este impulso es ser realista con tus propias expectativas. Todos deben tomarse un descanso y también merecen hacerlo. 

Algunas semanas pueden estar más ocupadas que otras, por lo que es comprensible que tengas que cambiar tu horario en consecuencia para acomodar esto. Si estás trabajando horas adicionales una semana, solo asegúrate de compensarlo la próxima vez bloqueando un tiempo designado como “yo” fuera de tus tareas para aliviar el estrés y mantener a raya el agotamiento.

3. Contrata un entrenador de negocios

Sentirte abrumado es una emoción a la que ningún empresario es ajeno, y a veces buscar ayuda externa es la mejor manera de comenzar a manejarlo. He contratado y he sido contratado como entrenador de negocios, y no puedo decirte la claridad que puedes aportar a los jóvenes emprendedores que tienden a analizar en exceso y estresarse por situaciones que realmente no importan a largo plazo.

Contratar a un experto, o a alguien que tenga un punto de vista básico sobre lo que podría ser mejor para tu empresa, es una excelente manera de guiarte hacia el éxito, tanto personal como profesionalmente. Al reunirte con alguien que pueda ofrecer consejos comerciales sólidos, automáticamente ayudarás a priorizar tu carga de trabajo y, a menudo, reducirás la cantidad de horas que pasas fuera entre las nueve y las cinco.

No tengas miedo de pedir ayuda. Puede ser la forma de convertir tu vida laboral en algo que se puede lograr mucho más a diario.

Vía | Inc

¿Quieres publicitar con nosotros? Haz clic aquí.

¿Te gustó este artículo?

Inscríbete en el newsletter para recibir más artículos como este.

Ver términos y condiciones.

Abrir

Close