6 estrategias probadas para tener a tus CLIENTES en PRIMER LUGAR

Llegar a tus clientes de la forma correcta y ponerlos en primer lugar debe ser la prioridad número uno de todo negocio. Acá seis estrategias efectivas y probadas para hacerlo hoy mismo.

21 de julio de 2020
Foto: Envato Elements

Nota: El presente artículo fue escrito por Serenity Gibbons y apareció originalmente en Forbes. Serenity Gibbons ha desarrollado este contenido pensando en grandes empresas de diversos sectores, por lo cual lo expresado en el mismo no necesariamente se aplica de manera estricta a la industria del Marketing Multinivel. Sin embargo, consideramos que interpretando correctamente los principios expuestos aquí, también se pueden extraer lecciones muy valiosas para la industria, lo cual justifica su pertinencia para nuestros lectores.

Cada dólar que tu empresa gasta en promover el bienestar de tus clientes es un dólar que te será devuelto. El ochenta y seis por ciento de los compradores están dispuestos a pagar más por tener una mejor experiencia con los productos adquiridos, por lo que no poner a tus clientes primero es el equivalente a dejar que el dinero se pierda.

En momentos como estos, puede ser fácil perder de vista todo menos el resultado final. Pero ignorar las necesidades de tus clientes te hará más daño que bien a largo plazo. Las empresas que esperan asegurar su éxito en el futuro deben tratar a sus clientes como lo más importante hoy mismo.

Así es como puedes hacerlo:

1. Investigación de mercado

Tus clientes pueden conocer tu marca, pero ¿tu marca conoce a tus clientes? La gente quiere ver publicidad que atraiga directamente sus preocupaciones como clientes, y tu empresa necesita poder proporcionarla.

Conocer a tus clientes es el primer paso para proporcionarles lo que quieren. Hay varias maneras diferentes de desarrollar una comprensión de tu base de consumidores, pero la guía de HubSpot para la investigación de mercado es un buen lugar para comenzar para los no iniciados. Aprende sobre sus características demográficas, intereses y deseos como consumidores: toda esta información puede ayudarte a saber cuál es la mejor manera de ponerlos en primer lugar.

2. Accesibilidad

Si tus clientes tienen algo que necesitan decirte, no deberían tener dificultades para hacerlo. Sin embargo, muchas empresas simplemente tienen un formulario de “contacto”, con poco más que un correo electrónico y rara vez reciben respuesta. Tus clientes merecen algo mejor, y se están desarrollando nuevas herramientas todo el tiempo para ayudarlos a hacerlo.

En pocas palabras, debes poner a tus clientes en contacto con un ser humano con la mayor frecuencia posible. Desafortunadamente, la mayoría de las empresas no cuentan con la infraestructura digital para hacerlo.

La solución más factible: ingresa aplicaciones como PingPilot. PingPilot puedes integrar SMS, chat en vivo y correo electrónico directamente en el sitio web, la página de destino o el libro electrónico de tu empresa, brindando a tus clientes una experiencia de acceso a un click para humanos. Con las tiendas cerradas y los centros de llamadas cerrados, necesitas un puente digital entre tú y tus clientes.,

3. Escuchar

Una vez que hayas establecido un canal para que tus clientes se comuniquen, debes asegurarte de escuchar lo que tienen que decir. Para muchas empresas, los comentarios de los clientes van de un lado a otro, una actitud que casi garantiza perder ventas.

Si bien la solución obvia es escuchar siempre a tus clientes, también debes hacer las preguntas correctas. Si solo estás preguntando sobre la información que necesitas saber, es mucho menos probable que pierdas el rastro de la respuesta. Es preciso que tengas una plantilla útil de preguntas claramente diseñadas para aprender cómo puedes comunicarte con tus clientes de una manera que produzca información valiosa.

4. No perder de vista tu misión

En 2020, las personas se sienten atraídas por las empresas que representan algo, que defienden algo y se apegan a una causa valiosa para el público. Las organizaciones que tienen objetivos y valores son las que están orientadas al éxito en el mercado actual, por lo que desarrollar y mantener una misión en toda la empresa es más importante que nunca.

A medida que disminuye la certeza económica, es tentador ignorar los objetivos que no están directamente relacionados con las finanzas de tu empresa. Pero perder de vista tu misión puede costarte más de lo que crees. Una compañía no guiada por una visión puede provocar una sensación de apatía a los clientes como ninguna otra, por lo que lograr que todos participen en tu misión ahora promoverá el bienestar de tu negocio más adelante.

5. Desarrollar un trabajo de equipo a nivel global

Si toda tu empresa no está trabajando en conjunto, las personas no pueden centrarse en el mismo objetivo para llegar al cliente. Debes comenzar a integrar los diversos equipos de trabajo de tu empresa para asegurarte de que todos tus empleados estén en la misma línea de acción.

Una de las mejores formas de hacerlo es mediante la adopción del software de colaboración adecuado. La solución de gestión del trabajo WorkFront informa que el 94 por ciento de las empresas considera que la colaboración es fundamental para su éxito general y que el uso del software de gestión de proyectos es una buena manera de comenzar. Especialmente a medida que los niveles de trabajo remoto alcanzan nuevos hitos, las empresas necesitan encontrar formas de permitir que la tecnología les ayude a cultivar el trabajo en equipo.

6. Transparencia

La encuesta de confianza de Edelman de 2019 descubrió una serie de datos interesantes, quizás el más importante de los cuales es que más del 80 por ciento de las personas necesita confiar en una marca antes de comprar sus productos. Necesitas que tus clientes confíen en ti, y la transparencia es la única forma de garantizarlo.

Publica regularmente declaraciones sobre el estado actual de tu negocio y lo que vendrá después. Responde a cada momento de crisis o incertidumbre con franqueza y apertura; ser honesto con tu base de clientes es la única forma de desarrollar un sentido duradero de confianza.

Es simple: valora a tu cliente y él te valorará a cambio. Un negocio se trata de relaciones y desarrollar relaciones positivas con tus clientes es un componente crucial del éxito que con demasiada frecuencia se ignora.

Con información de Direct Selling News.

¿Te gustó este artículo?

Inscríbete en el newsletter para recibir más artículos como este.

Ver términos y condiciones.

Abrir

Close