Los tres tipos de INGRESOS, según ROBERT KIYOSAKI

Por qué conocer las diferencias entre los tres tipos de ingresos aumentará tu coeficiente intelectual.

Mi Padre Rico pasaba mucho tiempo jugando a Monopoly® con su hijo, Mike y conmigo cuando éramos niños. Jugábamos por horas intercambiando cuatro casas verdes por un hotel rojo. Basado en esa simple fórmula entendí una lección muy poderosa, una enseñanza que me ha servido mucho durante mi vida adulta.

Esa fue una de las primeras y más importantes lecciones sobre educación financiera que aprendí: el valor del flujo de caja.

Monopoly® es un juego que te enseña cómo crear un flujo de caja positivo. Tú compras una propiedad y cobras rentas cuando alguien aterriza en tu predio. Para ganar dinero, como en la vida real, mejoras el valor de tus propiedades y eventualmente las comercializas. Cuando te mudas de casas unifamiliares (invernaderos) a propiedades más grandes como duplex, 4-plexes y, eventualmente, complejos de apartamentos (hoteles rojos), aumentas tu flujo de efectivo.

Afortunadamente, aprendí sobre el flujo de efectivo desde temprana edad al jugar este juego. Pero desafortunadamente para la mayoría de las personas, sin embargo, es una lección que nunca aprenden.

Es importante comprender que seguir las lecciones de mi Padre Rico y jugar el juego de Monopoly me ha permitido ganar dinero de manera diferente a alguien que sigue los consejos tradicionales. La mayoría de las personas reciben sugerencias como ir a la escuela, obtener un trabajo seguro e invertir en una cartera diversificada de acciones, bonos y fondos mutuos.

Al ganar dinero a través de los medios no tradicionales sobre los que aprenderás aquí, me convertí en un multimillonario.

Y una de las razones principales por las que me hice rico es porque entiendo los tres tipos diferentes de ingresos.

Los tres tipos de ingresos

1. Ingreso del trabajo

Si tienes un trabajo y recibes un cheque de pago, tú ganas tu dinero a través de los ingresos obtenidos.

Para hacer referencia al Cuadrante FLUJO DE FONDOS® , E y S, aquellos en el lado izquierdo del cuadrante, ganan dinero a través de los ingresos obtenidos.

Cuando recibes dinero a través de un cheque de pago, estás intercambiando tiempo por dinero. Por ejemplo, cuando trabajas empleado como diseñador web, cajero de una tienda de comestibles o un oficial de policía, se te paga una cantidad predeterminada de dinero (X) para hacer esa labor durante un cierto período de tiempo (Y). Aquí en los Estados Unidos, la cantidad de dinero que se negocia entre el empleado y el empleador y la cantidad de tiempo requerida para un trabajador de tiempo completo es de cuarenta horas por semana.

Para muchas personas que ganan su dinero a través del ingreso obtenido, a menudo es solo lo suficiente para cubrir los gastos mensuales básicos, dejando poco o nada para invertir. Para la mayoría de E y S, el dicho “Viva el cheque a otro”, explica tu estado.

Si quieres ganar más dinero, necesitas laborar más horas en tu trabajo de tiempo completo o por medio de una actividad de tiempo parcial o independiente.

Publicidad

2. Ingresos de cartera

Cuando los ingresos devengados se adquieren mediante el intercambio de tiempo por dinero, las entradas de cartera se realizan a través de ganancias de capital.

Por ejemplo, cuando alguien compra acciones en una corporación a un precio determinado, planea comercializar esos títulos a un valor más alto en el futuro. Entonces, si compras una acción a US$ 10 hoy, y el precio sube a US$ 40 cuando la traspasas, obtienes US$ 30 en ganancias de capital. Y las ganancias de capital son tu beneficio.

Así es como los comerciantes de acciones hacen tradicionalmente su dinero. Invierten en títulos que sienten que están infravalorados ahora con la expectativa de que cuando los precios suban puedan enajenar esas mismas acciones para obtener una ganancia de capital.

3. Ingreso pasivo

Como mencioné anteriormente, mi Padre Rico usó la fórmula de “cuatro casas verdes, por un hotel rojo” en el juego de Monopoly para describir cómo se pueden obtener ingresos pasivos, el tercer y último tipo de ganancias.

Nuevamente, haciendo referencia al Cuadrante de flujo de efectivo, los que están en el lado derecho, B e I, ganan dinero mediante la adquisición de activos.

En Padre Rico Padre Pobre, expliqué con mayor detalle qué define un activo. Para resumir, un activo pone dinero en tu bolsillo independientemente de si trabajas o no.

A las mismas personas a las que se les dijo que fueran a la escuela, que obtuvieran un trabajo seguro e invirtieran a largo plazo en el mercado de valores también se les dijo que su casa es un activo. La creencia era que tu casa siempre sube de valor.

Fue hace poco tiempo (en 2008) cuando todos se dieron cuenta de que la creencia no es cierta. Algunas personas vieron el valor de su hogar reducido a la mitad prácticamente de la noche a la mañana. Lo que estos propietarios pudieron entender es que su hogar no era un activo sino un pasivo.

Mientras un activo pone dinero en tu bolsillo, un pasivo lo saca.

De nuevo, consideremos tu hogar. Incluso si tú eres dueño de tu casa, todavía tienes impuestos de mantenimiento, propiedad y servicios públicos que pagar. Si tu casa fuera un activo, ganaría dinero para ti, no te lo quitaría.

Ahora que tienes una comprensión básica de los tres tipos de ingresos, es el momento de obtener un entendimiento claro de cómo cada uno afecta tu mayor gasto: los impuestos.

Cómo afectan los impuestos a los tres tipos de ingresos

Con el ingreso ordinario devengado es como la mayoría de las personas se ganan la vida. También es por eso que la mayor parte de la gente es considerada pobre o de clase media. Pero la verdadera razón por la que pasa esto, no tiene nada que ver con la cantidad de dinero que ganan, sino con la cantidad que acumulan.

El mayor gasto para una E o S en el lado izquierdo del cuadrante FLUJO DE FONDOS® no es su pago de la hipoteca, la cuota del automóvil o la tarjeta de crédito. Para las personas que se ganan la vida con un ingreso ordinario, su mayor gasto son sus impuestos.

Publicidad

Las personas que obtienen ingresos a través de un trabajo (ya sea como empleado o como propietario único / propietario de una pequeña empresa) pierden aproximadamente el 50% de su dinero a través de los impuestos. La ganancia obtenida es la más altamente gravada de los tres tipos de ingresos.

Conseguir dinero a través de los ingresos de cartera tampoco te ahorrará mucho con tus impuestos. No importa cuánto ganes comercializando acciones, o incluso bienes raíces, tendrás un impuesto de aproximadamente el 20%.

Entonces, usando el ejemplo anterior sobre la compra y traspaso de acciones (en la sección de cartera), si compras 1,000 acciones a US$ 10 y las comercializas a US$ 40, obtendrás US$ 30,000 en ganancias.

Compras 1,000 acciones a US$ 10 = US$ 10,000 
Traspasas 1,000 acciones a US$ 40 = US$ 40,000 
ganancias = US$ 30,000

Sin embargo, una vez que tomes un 20% de descuento en impuestos, te quedarás con solo US$ 24,000.

Mantén más de lo que haces

Aunque todavía ganarías mucho dinero, imagina no pagar nada en impuestos, legalmente.

Cuando inviertes en tu educación financiera y comienzas a obtener ingresos pasivos, no solo sabrás cómo ganar dinero sin un trabajo, sino que pagarás menos en impuestos.

Los ingresos pasivos se gravan menos que las ganancias ordinarias devengadas y las entradas de cartera debido a razones que se encuentran en el código tributario. No te aburriré con los detalles, sin embargo, vale la pena señalar que el gobierno proporciona beneficios para quienes crean empleos, B y E. Cuantos más empleos haya, más personas se requieren para llenar esos puestos de trabajo. Cuanta más gente labore, más impuestos se pueden recaudar.

Conclusión

Debes tener una comprensión sólida de los tres tipos de ingresos: del trabajo, de cartera y pasivos, y un entendimiento básico de cómo los impuestos afectan a cada flujo de ganancias.

No estoy insinuando que uno es mejor que el otro. El propósito de esta publicación fue educarte sobre las diferentes opciones de ingresos disponibles para ti. Tampoco estoy aquí para decirte en cuál de los tres tipos diferentes de ingresos debes gastar tu tiempo, esa es una decisión personal.

Una cosa que puedes hacer hoy es jugar al FUJO DE FONDOS®. Mantente alerta a cómo juegas. ¿Estás contento de recolectar pequeñas ofertas (casas de campo) o quieres jugar para ganar (jugando por grandes negocios)? La forma en que respondas a esta pregunta podría ser la clave de a qué tipo de ingresos deberías apostar.

Vía | Rich Dad

¿Qué opinas?

Opinar

¿Te gustó este artículo?
Inscríbete en el newsletter para recibir más artículos como este.
Abrir

Close